Pascua-Lama

“Condorito” y Barrick apoyan mejoramiento de la calidad de la educación

20/05/2009

Imagen foto_00000002
Capacitación en Alto del Carmen

Recientemente, se capacitaron ocho profesores de Vallenar, uno de Freirina y 19 de Alto del Carmen en la metodología para enseñar inglés basada en el Silabario Condorito, programa apoyado por la empresa minera.

“Condorito y sus amigos aprenden inglés”, destinado a los niños de 1° a 4° año básico, es el programa dirigido a disminuir la brecha existente entre los alumnos de enseñanza particular y pública respecto a este idioma que desarrolla Barrick desde el año pasado en conjunto con los municipios de Vallenar, Alto del Carmen y Freirina de la región de Atacama, y con el municipio de La Higuera en la región de Coquimbo. 
        
El Silabario Condorito es un texto para enseñar inglés, diseñado por expertos en la enseñanza de este idioma como segunda lengua, para mejorar el nivel de inglés en el mundo latino, y de esta manera, facilitar y ayudar a los niños -en el largo plazo- a entrar al mundo internacional de los negocios. Durante mayo se capacitó a un total de ocho  profesores de Vallenar, uno de Freirina y 19 de Alto del Carmen. También se espera capacitar a los educadores de La Higuera entre de mayo y junio. Cada año se capacitará a los profesores en un nuevo nivel.
A la vez se hizo entrega de material audiovisual a los alumnos de 1° a 4° básico de 111 escuelas de Vallenar, a todas las escuelas de Alto del Carmen y La Higuera, y al 30% de Freirina. El programa es complementario a la cobertura que entrega el Ministerio de Educación desde 5° a 8° básico. 

Inglés Condorito enseña en total cerca de mil palabras, con oraciones, canciones y cultura. Es un curso con un método de efectividad comprobado en Estados Unidos y contiene mucho color y dibujos de Condorito y su familia para motivar tanto a los niños como a los adultos a aprender junto con el personaje más conocido de América Latina.

Barrick financia este  programa como parte de su foco en el desarrollo sustentable de las localidades en donde se emplaza el proyecto Pascua-Lama, con el fin de aportar al desarrollo del capital humano local y aplicarlo en conjunto con los municipios.

“Entendemos la necesidad de apoyar en materias de educación y, como en este caso, a niveles básicos con recursos pedagógicos que el programa de ingles considera, como son la entrega de material de trabajo interactivo para cada niño, y a su vez, cada profesor también recibe sus textos y material audiovisual, más la capacitación para realizar sus clases. Hacemos un aporte concreto y efectivo a la comunidad escolar, donde sabemos hay brechas que acortar”, afirma Henry Martínez, superintendente de Desarrollo Sustentable de Barrick.