Pascua-Lama

Barrick recibe reconocimiento por su aporte en la preservación del patrimonio de Atacama

28/05/2012

En tanto, en la zona de influencia del proyecto Pascua-Lama se han detectado más de 100 emplazamientos de interés patrimonial, reduciendo al mínimo los riesgos de afectación y manteniendo un control adecuado sobre los sitios arqueológicos.

Pascua-LamaEn el del Día del Patrimonio, el museo regional de Copiapó, que cumplió 39 años de vida, aprovechó de reconocer a distintas instituciones y medios de comunicación que colaboran permanentemente con la conservación del patrimonio histórico de Atacama.

Barrick recibió un diploma de parte del director subrogante del museo, Raúl Céspedes Valenzuela, por las diversas iniciativas, proyectos y acciones destinadas a preservar y dar a conocer el patrimonio histórico, cultural y patrimonial de la región de Atacama llevadas a cabo por la empresa.

En la ocasión el director subrogante del museo, Raúl Céspedes Valenzuela, afirmó que "El patrimonio dice que en nuestras raíces nuestros padres nos enseñaron valores y eso quiere decir que tenemos que dar las gracias a quienes nos han apoyado. Distinguir a empresas, medios de comunicación y personas. A nombre de la dirección del mueso agradezco el apoyo que nos han dado durante todos estos años, ya que solo en la medida que ustedes nos apoyen, mucha gente va a saber que el patrimonio es algo que nos compromete día a día".

Al respecto, Patricio Pinto, gerente de Asuntos Corporativos de Barrick, destacó que "agradecemos este reconocimiento, ya que nos permite reafirmar nuestro compromiso con el desarrollo de la región, donde entendemos que para construir un mejor futuro, debemos conocer nuestra historia y aprender del pasado".

Pascua-Lama protege el patrimonio arqueológico

Asimismo, Barrick Pascua-Lama corrobora su compromiso con el patrimonio de Chile realizando una serie de actividades de difusión y trabajo con la comunidad para crear conciencia y difundir las acciones que ha llevado a cabo para la protección de los emplazamientos de interés patrimonial que se han detectado durante el desarrollo del proyecto minero ubicado en la provincia de Huasco, región de Atacama. Ahí, se han logrado identificar distintos grupos humanos que históricamente han transitado por la zona, dejando en evidencia sus formas de vida como manifestaciones artísticas materializadas en diversos objetos y estructuras.

Con el propósito de proteger estos emplazamientos, atendiendo a la legislación vigente en Chile y aplicando los más altos estándares internacionales que exige la filosofía de minería responsable, la empresa ha difundido entre sus trabajadores y comunidades aledañas al proyecto un protocolo de acción ante un hallazgo arqueológico y ha mantenido una asesoría permanente de profesionales arqueólogos durante las actividades de construcción.

El plan contempla una serie de prohibiciones estrictas, como son  intervenir el área, sustraer algún material, acampar o dejar residuos en el lugar, comunicar del hallazgo al área de Medio Ambiente e identificar el lugar con letreros y cintas de restricción, entre otras.

En cuanto a este compromiso, el gerente de Medio Ambiente de Barrick Pascua-Lama, Rodolfo Westhoff, destacó que "nosotros hacemos un intenso trabajo con nuestros arqueólogos para la detección e implementación de medidas de protección para el patrimonio. En muchas ocasiones, la existencia de leyes de protección, así como de instituciones estatales que fiscalizan dicha normativa, no son capaces en sí mismas de conservar los restos arqueológicos. Por lo tanto, éste es un compromiso que hemos llevado a cabo como empresa y que reafirmamos en este Día del Patrimonio".

El trabajo con profesionales expertos ha permitido hasta el momento la detección de más de 100 emplazamientos de interés patrimonial en la zona de influencia del proyecto Pascua-Lama y se han reducido al mínimo los riesgos de afectación e impacto, manteniendo un control adecuado sobre los sitios arqueológicos. "Entendemos que el patrimonio arqueológico constituye un recurso irremplazable y sumamente frágil. Es por ello que al destruirlo perdemos parte de nuestra historia", recalcó Westhoff.