El viejo casino se transformó en el nuevo nodo turístico de Iglesia

22/05/2012

Por iniciativa de Barrick y el municipio de Iglesia, se cumplió un sueño: crear un espacio para conferencias, exposiciones e informes turísticos de última generación.

Casino iglesiaEl proyecto, que nació en el año 2009, se concretó a través del programa de Desarrollo Sustentable de Barrick que brindó su apoyo para recuperar este edificio para la comunidad.

El viejo y abandonado edificio que en la década del 80 fue el casino del Hotel de Pismanta pasó a la historia, pero no como una ruina sino porque fue recuperado y transformado en el Nodo Turístico de Iglesia. Allí comenzó a funcionar hace pocos días un centro de información turística, una sala de exposición de artesanías, y un salón de reuniones y conferencias para 70 personas.

El proyecto comenzó en el año 2009 con la idea de reflotar ese espacio y refuncionalizarlo. Así fue que Barrick a través de sus programas de Desarrollo Sustentable, dio el apoyo y trabajó junto con las autoridades municipales para alcanzar el objetivo.

El arquitecto Hipólito Mut tuvo el desafío de llevar adelante el rediseño, lograr una ampliación de 80 m2, con lo cual pasó a tener 630 m2 cubiertos. El tema no era sencillo de resolver, había que cambiarle la cara a aquel edificio que en apariencia estaba muy deteriorado pero con una estructura que gozaba de buena salud.

"En primer lugar había que modificar toda la morfología, refuncionalizarlo para convertirlo en articulador turístico, galería de exposiciones y sala de reuniones. Con esa idea nos pusimos a trabajar y el resultado está a la vista", describió Mut.

El edificio era más bien chato, sin vida por lo que se lo recubrió con una especie de cáscara arquitectónica que le permite contar con dos áreas bien diferenciadas. En una de ellas funciona el bufet, la oficina de informes y la sala de exposiciones y en la otra la sala de conferencia con mobiliario de primera categoría, todo aportado por Barrick.

Cuenta con un doble vidriado que le permite un buen aislamiento térmico para optimizar el uso de aire acondicionado y calefacción en cada época del año.
Algunos pisos fueron cambiados por porcelanatos de primera calidad y otros de granito fueron recuperados.

En el exterior se parquizó el terreno inmediato. Sólo quedó pendiente para el futuro la parquización de todo el lugar con reservorio de agua y riego por goteo, de acuerdo al proyecto original.

"Esta obra dará vida al lugar en épocas de temporada baja porque la gente podrá ir allí a realizar charlas y conferencias en un lugar muy moderno y con todas las comodidades", explicó Sebastián Medici, supervisor de Desarrollo Sustentable de Barrick.

Por supuesto que también tiene un sector de cocina y otro para sanitarios, incluso uno para discapacitados como indica la ley. Otro detalle nada menor es la tecnología incorporada ya que cuenta con equipo de sonido, pueden realizarse teleconferencias; mientras que el lugar destinado a información turística dispone de pantallas táctiles para que los visitantes tengan un fácil acceso a todos los datos y circuitos del lugar. Incluso los operadores turísticos también podrán solicitar información y estar al tanto de sus necesidades a través de internet.

Medici destacó que desde el mismo día de la inauguración, los artesanos del lugar están exponiendo obras en alpaca, tejidos, mates, vasijas, entre otros. Además los miembros de la Asociación Iglesiana de Turismo, Industria y Comercio (AITURIC) están realizando allí sus reuniones de trabajo.

Hay que valorar que este nodo está situado en un lugar estratégico, justo en medio del departamento, sobre una ruta principal y dentro del Corredor Bioceánico, por lo cual será un sitio perfecto para potenciar el turismo de eventos.